Bkool, el rodillo social

Hace poco más de un mes que decidí probar Bkool, un rodillo para entrenamiento en interior (indoor) con una red social que lo hace mucho más atractivo que el rodillo tradicional. A través de su plataforma en internet es posible monitorizar la actividad deportiva indoor realizada con el rodillo, pero también outdoor mediante su aplicación BKOOL Cycling para Android y iPhone. La inscripción es gratuita, pero es necesario suscribirse a un plan Silver (6 euros/mes) o Gold (10 euros/mes) para acceder a características superiores como crear y seguir planes de entrenamiento, mantener un historial de sesiones y participar en sesiones multijugador (multiplayer) o con vídeo real. El equipo Bkool tiene un precio de 249,99 euros más gastos de envío e incluye un mes de suscripción Gold.

Instalación

El equipo BKOOL es sumamente sencillo de instalar. Una vez desembalado sólo hay que desplegar el rodillo Bcycling y liberar el bastidor que viene sujeto con una brida. Cambiar el cierre de la rueda trasera por el cierre Bkool y ajustarlo a las cazoletas graduando la rosca y contratuerca asegurando una sujeción firme. Y para finalizar, colocar la peana de la rueda delantera y conectar el rodillo Bcycling a la red eléctrica.

El siguiente paso es conectar el USB ANT+ al ordenador, y descargar e instalar el cliente BSim con el que se gestionan las sesiones indoor para vincular todos los dispositivos. En mi caso detectó en pocos segundos mi cinturón cardiaco Garmin, el sensor de cadencia también Garmin que tengo instalado en la bicicleta (ambos ANT+) y el Bcycling (el rodillo). BSim es fácil de usar y configurar, por lo que el proceso de instalación y puesta en marcha del rodillo Bkool no requiere más de 15 minutos.

30 días después…

Bkool es un producto de calidad, muy recomendable y con el que estoy plenamente satisfecho, aunque haya aspectos que se puedan mejorar. No es muy ruidoso, salvo en las simulaciones de pendiente negativa superior al -1% donde una mayor velocidad incrementa el zumbido del rodillo. Soporta bien el balanceo, peso 86 kilos y no tengo problemas en las simulaciones de puertos en los que balanceo para aplicar toda la fuerza del peso corporal.

El vídeo real mejora mucho la experiencia de usuario, para tener una idea objetiva de lo que es el vídeo real de Bkool recomiendo ver la guía de ayuda de Isidro Merchán datos que aparecen en el vídeo real BKOOL.

La única característica destacable que no he probado durante este tiempo es la sesión multiplayer, quizás uno de sus mayores atractivos. Yo soy de los que se “pican con su propia sombra”, con los bots (competidores virtuales) y con cualquier cosa que tenga dos ruedas (esté a mi lado o a 100.000 kilómetros de distancia), y cuando lo hago me esfuerzo más allá de lo que considero que es un entrenamiento saludable, porque termino por darlo todo. Seguramente participe en las sesiones multiplayer cuando la climatología me impida rodar un fin de semana por la mañana.

¿Problemas?

Sufrí de forma intermitente un problema de desconexión del rodillo que me impedía continuar con la sesión que estaba realizando, hasta que hace una semana aproximadamente el problema se agravó y tuve que solicitar asistencia técnica. El problema lo provoca la electricidad estática que se genera entre el rodillo y la rueda de la bicicleta. El servicio técnico de Bkool lo solucionó actualizando el firmware del rodillo en una sesión remota que no duró ni 5 minutos, desde entonces el rodillo es menos ruidoso y el problema ha desaparecido por completo.

¿Es necesaria una suscripción de pago para sacar el máximo partido al rodillo?

En absoluto, aunque depende de las espectativas de cada uno. Durante todo este tiempo la vez que más me he divertido ha sido realizando un simulación de 47 kilómetros que yo mismo diseñé y que completé en 2 horas mientras veía la 5ª etapa del Tour de Francia. En el último kilómetro Pablo Urtasun estuvo a un paso de lograr la victoria, que finalmente fue a caer en las piernas de Greipel; me levanté, esprinté y me dejé llevar por la emoción de ver al español tan cerca de conseguirlo.

¿Se puede mejorar?

Por supuesto que hay margen de mejora, aquí van algunas sugerencias:

  1. Desarrollar la aplicación BSim para Mac OS.
  2. Implementar Wifi en el rodillo para emular una sesión directamente con un teléfono a través de su aplicación BKOOL Cycling para Android o iPhone. Otorgaría al rodillo de verdadera mobilidad y sólo precisaría de una toma de corriente, se podría usar en exteriores y montar grupos muy fácilmente.
  3. La navegación por el sitio web www.bkool.com podría ser mucho más fluida, algunas secciones son algo lentas en cargar.
  4. Su red social tiene aún mucho potencial por explotar.  Se podría desarrollar un sistema de puntos por logros para establecer un ranking general y formentar la competitividad. También sería práctico ver unas estadísticas totales y poder comparar a dos usuarios al estilo de Strava.com

Más información y enlaces

Strava, comparte y compite

Esta mañana los compañeros del C.C. Alcayna Altorreal me han recomendado Strava, una aplicación para compartir y comparar las mejores marcas realizadas por otros deportistas que han realizado un mismo trayecto corriendo o en bicicleta. El sistema competitivo está basado en el registro de segmentos basados en puertos de diferentes categorías y en las tiempos que los diferentes usuarios han empleado en completar otorgando tu posición en el ranking. Y aunque detecta automáticamente los segmentos de los puertos más destacados de un trayecto, también permite crear segmentos personalizados. Si tu tiempo es el mejor recibes el premio KOM (Rey de la Montaña, Kind of Mountanin).

Me recuerda mucho a otros sistemas como como Endomondo, con una red social de deportistas que comparten sus actividades y que analiza todas las actividades en busca de las mejores marcas potenciando la competitividad entre sus usuarios. Como en Endomondo, en Strava puedes seguir a otros usuarios para estar al día de sus actividades, comentarlas y otorgarles relevancia; también permite crear grupos de usuarios especializados en carrera, ciclismo o triatlones.

Strava permite subir actividades desde dispositivos Garmin, y directamente desde su aplicación para Android o iPhone (existe una versión para cada modalidad: Strava Cycling y Strava run). El servicio es gratuito y cuenta con una opción premium por 59 dólares anuales con analíticas más completas. Una caractertística que me ha gustado y que no he visto en otros sistemas es la creación de zonas de privacidad que no se muestran en los mapas de los trayectos realizados, para proteger por ejemplo cualquier tipo de actividad que empiece o termine cerca de casa.

Actualmente no parece que exista una gran comunidad de usuarios en España, por lo que es fácil obtener posiciones destacadas en muchos puertos. Si te gusta competir con tus compañeros, medir tus progresos o compararte con cualquier otro deportista Strava es una gran opción. Eso sí, prepárate para ser superado y si eres rey de la montaña, derrocado pues es sólo cuestión de tiempo que esos usuarios (muchas veces compañeros) a los que has superado quieran reconquistar sus cimas.

Geolocalización en el deporte

En la salida de hoy dos compañeros y yo hemos tomado (en distintos momentos) un desvío equivocado y hemos acabado a cierta distancia de la cabeza del grupo. No ha tenido más importancia y nos hemos reencontrado después, pero mientras esperábamos hemos hablado de aplicaciones para registrar rutas y lo útil que podría ser tener localizados a otros compañeros haciendo uso de su geoposición. Un compañero (Juanjo) ha comentado que usaba MotionX GPS – MotionX™ para registrar su rutas y compartir su posición a través de la página oficial http://gps.motionx.com/iphone/liveupdates/ y en unos minutos estábamos localizados mutuamente.

La geolocalización tiene muchas aplicaciones en el deporte: controlar la posición de todos los integrantes de un grupo de ciclistas durante una salida, saber dónde está ese compañero rezagado al que estáis esperando, cómo de lejos están los escapados, y obviamente compartir la posición con familiares y amigos ¿pero qué aplicación usar?

MotionX-GPS

MotionX-GPS es una de las mejores aplicaciones para registrar actividades deportivas y compartir la geoposición en tiempo real por Twitter, Facebook, email y a través de un canal configurable en su página web. No voy a profundizar en todas sus características, 5 millones de usuarios la avalan. Es ideal para compartir la posición con compañeros de ruta y entrenadores deportivos. Permite personalizar el intervalo de tiempo, el radio en kilómetros y la caducidad de la última localización. Imaginando un supuesto en el que alguien sufre un incidente, saber su última posición hasta 24 horas después de haber sido registrada podría ayudar a localizarlo. El único inconveniente es que sólo está disponible para iOS. Tampoco está exenta de fallos, he usado MotionX-GPS (entre otras aplicaciones) para registrar mis salidas en bicicleta y a veces la señal se pierde (MotionX-GPS has lost GPS signal). Si decides usar MotionX-GPS no uses el canal por defecto para compartir tu posición, cambiarlo es muy sencillo y te dará más privacidad a la hora de compartir tu posición en http://gps.motionx.com/iphone/liveupdates/.

Personalmente descarto Google Latitude por los errores que me ha dado. La estuve usando para estar localizado en salidas en solitario pero fue desastroso, en dos ocasiones llegó a indicar que me encontraba a cientos de kilómetros de mi posición, y cuando parecía funcionar, la última posición registrada distaba mucho de mi posición real. A su favor tiene (cuando funciona) que puede utilizarse en los tres sistemas iOS, Android y Blackberry, pero tiene que mejorar mucho para ser considerada una opción.