Diego Ballesteros, una demostración de fuerza y superación

Esta semana descubrí la historia de Diego Ballesteros, un ejemplo de fuerza y superación del que todos podemos aprender. Para muchos es un personaje conocido en el mundo del ciclismo por su proeza en el 2008. Diego cogió su bici y durante 99 días pedaleó 12.822 kilómetros desde Zaragoza hasta Pekín; hay que estar hecho de una pasta especial para completar con éxito un reto de esa magnitud.

En el año 2010, mientras participaba en la Race Across America, una carrera de resistencia ciclista que cruza Estados Unidos de costa a costa, fue atropellado por un conductor que invadió el arcén con su vehículo y le provocó una lesión que le impide volver a caminar.

Pero Diego no renunció a su pasión. Después de siete meses de hospitalización y de sobrevivir a los peores momentos de su vida, descubrió la handbike, una bicicleta para discapacitados físicos con la que continúa practicando el deporte que corre por sus venas, el ciclismo. Su siguiente proeza fué pedalear 1.800 km desde Madrid hasta Londres para apoyar la candidatura española en los Juegos Olímpicos de 2020. Cuando leo la narración de Diego entrando en Londres en la etapa 25 me es imposible contener la emoción.

Diego tiene un blog www.nohayretoimposible.blogspot.com.es, una cuenta de Twitter @di_ballesteros y ha escrito un libro de España a China en bicicleta que ya va por su 4ª edicición. Te invito a conocer su historia y a seguirle de cerca, pero no le conpadezcas, siente admiración y aprende de su trágica e increíble historia en la que Diego seguirá cumpliendo retos mientras pedalea para vencer su discapacidad.

Comentarios

Los comentarios están cerrados.